Capítulo 3.5.- Control civil de las fuerzas militares y policiales

Descripción:

Categoría:
capitulo informe

3.5.- Control civil de las fuerzas militares y policiales

¿Están las fuerzas militares y policiales bajo el control civil?

El presente capítulo propone que a más de veinte años del fin de la dictadura, se ha asegurado que las fuerzas militares y policiales se encuentren bajo el control civil. Durante las últimas décadas, la democracia chilena se ha ido fortaleciendo, proceso que ha supuesto un avance gradual en la gobernabilidad democrática en el ámbito de las relaciones civiles y militares. Desde el retorno a la democracia se produjo un complejo proceso que buscó el acercamiento entre la autoridad civil y el mundo militar a la vez que se reducían importantes espacios de poder e influencia de la jerarquía militar, y policial. Este proceso tuvo como punto de partida un Estado relativamente fuerte, pero una débil institucionalidad de gobernabilidad en defensa, cuyo rasgo más importante fueron, al comenzar la nueva etapa democrática en 1990, los altos niveles de prerrogativas militares.

Al comenzar el gobierno democrático, se evidenció que el régimen militar no solo había impuesto enclaves autoritarios que no serían eliminados hasta las reformas constitucionales de 2005, sino que también había perfeccionado e institucionalizado una estructura de toma de decisiones en ese ámbito, que establecía una cierta primacía de los militares por sobre los civiles, en la lógica de la doctrina de la seguridad nacional. Si bien los desafíos reales de la seguridad se relacionaban con el delito y la seguridad pública, los obstáculos al funcionamiento democrático y al liderazgo civil provenían de las Fuerzas Armadas, no de las policías. A fines de los años noventa comenzaron a surgir las principales transformaciones institucionales relacionadas con el sector seguridad, mientras que las reformas más importantes –las constitucionales y la reforma de la estructura superior de la Defensa, del Ministerio de Defensa Nacional y del Ministerio del Interior– fueron promulgadas en 2005 y en 2010, respectivamente, por lo que el fortalecimiento institucional ha sido lento, aunque exhibe una gran fortaleza gracias al acuerdo político al que se llegó durante la tramitación de las reformas. Sin embargo, el fortalecimiento institucional sigue siendo incompleto en ciertos ámbitos. Por ejemplo, en temas como la supervisión de la planificación estratégica, la transparencia y la justicia militar, el liderazgo civil es aún insuficiente, lo que representa un déficit aún preocupante para la democracia.

 

Cap. 3.5.- Control civil de las fuerzas militares y policiales